El primer ministro italiano, Giuseppe Conte, ha anunciado este lunes la ampliación de las medidas de excepcionalidad para combatir el coronavirus a todo el país, con lo que quedan prohibidos todos los desplazamientos.

"Toda Italia será zona protegida. Ya no hay más área roja, verde o amarilla. Todos los movimientos están prohibidos, excepto por necesidades probadas. En toda Italia", ha afirmado Conte en un discurso televisado.

Conte ha indicado que estarán vigentes en todo el país las medidas aplicadas hasta ahora en Lombardía y otras 14 provincias. Conte ha comparecido en el Palacio Chigi, sede del Gobierno, acompañado por el ministro de Relaciones con las Regiones, Francesco Boccia, que se ha referido a la "homogeneización progresiva de las normas en todo el territorio nacional".

El coronavirus en Italia ha causado ya 463 muertos y hay casi 8.000 personas contagiadas actualmente.

* Con información de Reuteres y DW.