Santiago. Los accionistas del Banco de Chile, la segunda mayor financiera del país, aprobaron el jueves un aumento de capital por cerca de US$500 millones, que se destinarán a fortalecer los principales negocios de la firma.

El Banco de Chile, una unidad controlada por LQ Inversiones Financieras (LQIF), obtuvo ganancias por US$808 millones en el 2010.

LQIF, sociedad que pertenece a la familia local Luksic y la firma estadounidense Citigroup, anunció más temprano que cederá su opción preferente en el aumento de capital para dar mayor liquidez a los papeles del banco.