Madrid. La ministra española de Fomento, Ana Pastor, ha confirmado este lunes que las empresas públicas Adif, Ineco y Renfe estarán en el consorcio español que pujará por el tren de alta velocidad que se construirá entre Río de Janeiro y Sao Paulo, el proyecto de mayor envergadura que se plantea actualmente en el país.

Durante su intervención en el VIII Encuentro del sector de infraestructuras organizado por Deloitte y ABC, en Madrid, Pastor ha anunciado que esta semana su departamento anunciará la composición del consorcio publico-privado con el que España va a optar a este gran concurso.

Tras el éxito español en el tren de alta velocidad que conectará las ciudades santas de Medina y La Meca y que está presupuestado en 6.736 millones de euros, el ministerio de Fomento trabaja desde hace tiempo en la creación de un consorcio de empresas públicas y privadas, liderado por Renfe.

"Estas empresas son un claro exponente de lo que es España", ha indicado Pastor, en referencia a las firmas integrantes del consorcio, al tiempo que ha subrayado que "se debe hacer todo el esfuerzo para estar ahí y para trabajar por que nuestro país cuente con más oportunidades".

Entre los nombres que han sonado en un primer momento para integrar este consorcio se encuentran las también españolas Indra, Inabensa o CAF. Aunque habrá que esperar unos días para conocer el listado de empresas que pujarán finalmente en un solo consorcio por un proyecto de más de 500 kilómetros.

ACS, a través de su filial de servicios de ingeniería Cobra, también ha subrayado su interés en participar en el consorcio español.