Reuters. Grupo Aeroméxico, que opera la mayor aerolínea del país, dijo el miércoles que firmó una carta de intención con el fabricante de aviones Boeing para adquirir hasta 100 aviones de nueva tecnología por un valor aproximado de US$11.000 millones.

El pedido incluye 90 aviones de un pasillo Boeing 737-8 MAX, con motores CFM International LEAP-1B, y 10 unidades de doble pasillo Boeing 787-9 Dreamliner, con motores General Electric GEnx-1B, dijo el grupo en un comunicado.

El nuevo pedido de Aeroméxico, controlado por un grupo de inversionistas encabezado por el estadounidense Citigroup, es el mayor en la historia de una aerolínea mexicana. La empresa no informó cómo va a financiar la compra.

Grupo Aeroméxico dijo que el pedido de 100 aviones se suma al paquete de 20 aviones nuevos y propios -10 Embraer 190 y 10 Boeing 737-8 NG- que anunció en el 2011, y a las nueve unidades Boeing 787-8 Dreamliner que la empresa ya tenía previstos.

"Con ello, la aerolínea sumará 19 aviones Boeing 787 Dreamliner, cuyas entregas están programadas a partir del verano del 2013. En el caso del Boeing 737-8 MAX, las entregas se iniciarán a partir del año 2018", dijo en un comunicado

Grupo Aeroméxico, que transportó 14 millones de pasajeros en 2011, opera unos 600 vuelos diarios a 45 destinos nacionales y 32 internacionales.

La aerolínea ha visto crecer su participación de mercado luego que su rival, Mexicana, suspendió sus vuelos en agosto del 2010 por estar al borde de la quiebra.

Las acciones de Aeroméxico bajaban un 1,62% a 21.32 pesos en la bolsa local.

Boeing, que el miércoles reportó resultados mejores a los esperados, está en camino de superar en entregas a su rival Airbus este año.