La Agencia Internacional de Energía (AIE) recortó el jueves su pronóstico de la demanda global de petróleo para este año, debido a la persistencia de los precios altos y las proyecciones de menor crecimiento para las economías desarrolladas.

La agencia con sede en París advirtió en su reporte mensual del mercado petrolero que los altos precios podrían afectar a la frágil recuperación económica.

"Vemos claramente una ralentización en el crecimiento de la demanda comparado con el nivel del año pasado y vemos que gran parte de esto se concentraría (...) principalmente en América del Norte en términos de gasolina", dijo David Fyfe, jefe de la división de Mercados e Industria Petrolera de la AIE.

Los precios de la gasolina a casi cuatro dólares el galón en Estados Unidos conducirán a una decepcionante temporada de viajes en automóvil durante el verano boreal, de acuerdo a la agencia.

Datos preliminares de marzo mostraron una marcada desaceleración en la demanda global de petróleo, dijo la agencia, aunque los datos podrían ser distorsionados por el sismo que golpeó a Japón y el período festivo de Pascua de Resurrección.

"Precios persistentemente altos en esta etapa del ciclo económico podrían en última instancia plantar las semillas de su propia destrucción. Hasta entonces, el mercado enfrenta fundamentos que aún podrían ajustarse en la segunda mitad del 2011", dijo la agencia en el reporte.