París. Airbus alcanzó un nuevo hito al entregar este viernes el trigésimo superjumbo A380, el séptimo en lo que va del año, al tiempo que anunció que va en camino de alcanzar la meta 20 despachos de ese modelo en 2010.

El último A380, que tiene un precio de catálogo de US$346 millones, será el décimo de la flota de la aerolínea Emirates de Dubai, que es el mayor cliente del modelo con 58 pedidos.

Airbus se ha enfrentado a retrasos y crecientes costos de producción del avión de pasajeros más grande del mundo por problemas de instalación de cables y las exigencias de adaptación de los clientes.

El director de ventas de Airbus, John Leahy, había duplicado a 20 el objetivo de ventas para los A380 para este año por una recuperación del tráfico de pasajeros.

Airbus ha encontrado compradores para 202 aviones A380, pero los críticos del modelo de 525 asientos dicen que se ha vendido poco en comparación con modelos de medio tamaño que entrarán al mercado, porque sus vuelos están restringidos a grandes terminales intercontinentales.