El alcalde de Lima, Luis Castañeda Lossio, afirmó que trabaja con su par del Callao, Juan Sotomayor, y con el ministro de Transportes y Comunicaciones, José Gallardo, para dar una solución al problema del transporte en la ciudad capital.

Así declaró tras anunciar la reanudación de las obras de construcción de los túneles Santa Rosa y San Martín, que unirán los distritos del Rímac y San Juan de Lurigancho, ayudando a la descongestión vehicular.

Castañeda Lossio aseguró que existe "la mejor voluntad para trabajar" y lograr un consenso a favor de los ciudadanos en ese tema.

"Vamos a conjugar esfuerzos también con el ministro de Transportes, que es un hombre muy preocupado por ese tema", enfatizó el burgomaestre.

Detalló que ya hubo unas primeras conversaciones y que ahora hay que poner a los equipos técnicos al frente para plantear las soluciones.

Agregó que de igual forma se conversa con los alcaldes de Surco y Miraflores, a fin de emprender nuevas obras; al igual que con el burgomaestre de San Martín de Porres, para ejecutar los trabajos del puente Buena Vista, al ingreso del distrito.

Respecto al corredor azul, Castañeda Lossio reiteró que se evaluarán los resultados conseguidos con este sistema de transporte.

"Prácticamente estamos recolectando informes sobre la Línea Azul, porque lamentablemente estos no fueron remitidos a la comisión de transferencia", anotó.

En cuanto a los túneles mencionados, el alcalde informó que se están culminando las excavaciones y que ya comenzaron a demoler algunas viviendas cercanas a la obra, ya totalmente desocupadas, para permitir el acceso de los vehículos.

Estos túneles tendrán dos carriles de ida y vuelta y veredas para peatones, a fin de que quienes así lo deseen puedan recorrer a pie los túneles y salir desde San Juan de Lurigancho hacia el cruce de las avenidas Tacna y Alcázar. Se espera que estén concluidos en diciembre de este año.