A salón lleno, y con gran presencia de grupos promotores e inversores del exterior, el Subsecretario de Energías Renovables del Ministerio de Energía de Argentina, Sebastián Kind, anunció la recepción de 228 ofertas de la Licitación Internacional del Programa RenovAR Ronda 2.0 por un total de 9.403 MW, lo que supone un interés de inversión en la Argentina de más de US$10 mil millones.

Argentina despertó del rezago en materia de Infraestructuras. El Gobierno generó los procesos e instrumentos necesarios para volver a atraer a los inversores del exterior, a la que la nación desestimó durante años, y el apetito de éstos por invertir en áreas como la Infraestructura y Energías Renovables crece y se consolida día a día.

"Sin embargo, estos inversores, aún no encuentran eco en la banca internacional para financiar sus proyectos bajo modalidad de Project Finance, es decir, contra los recursos que el mismo proyecto genere, en lugar de comprometiendo los recursos del balance del inversor. Es claro, el inversor se siente cómodo con asumir el riesgo Argentina, pero la banca internacional aun no", explica Juan Ignacio Cabrera, socio de Invertax, la firma uruguaya que se especializa en soluciones en materia de inversiones, en los campos de Corporate Finance, Private Equity e International Bidding. 

De todos los proyectos de renovables adjudicados en las Rondas 1.0 y 1.5, son menos de 5 los que avanzan en mayor o menor medida en la estructuración de la deuda bajo esta modalidad, que es la que permite el desarrollo sostenible de la industria a largo plazo. Todos los demás proyectos están siendo financiados con recursos propios, es decir, contra balance, el cual es limitado en cualquier caso.

Juan Ignacio Cabrera sostiene que "la capacidad de financiamiento de los inversores se está convirtiendo en un cuello de botella para el desarrollo de la industria en Argentina. Frente a esta situación, aquellas empresas que cuenten con soluciones alternativas y económicas para financiarse, corren con gran ventaja en los procesos licitatorios".

En búsqueda de soluciones alternativas, Invertax desarrolló una plataforma multiemisión que permite listar en bolsa de forma rápida, segura y económica, proyectos de generación de energía, para financiar tanto su tramo de equity, como de Deuda Senior y Subordinada.

"La solución ofrece, permite estructurar la emisión de títulos de deuda, equity y productos híbridos, sobre proyectos de generación de energía y cualquier otro tipo de activo financiero o de la economía real. Mediante el proceso de securitización el activo subyacente (el proyecto de generación) es listado en bolsa (normalmente en Europa), accediendo a los mercados financieros globales, mediante un mecanismo similar a un IPO (para los casos de Equity) o de Project Bond (para los casos de Deuda)", explica Juan Ignacio Cabrera. 

El programa de emisión mantiene el activo subyacente en garantía, lo empaqueta (securitiza) y distribuye a través de un título listado en una bolsa de valores que le otorga un ISIN (International Security Identification Number) y un CUSIP Number (Committee on Uniform Securities Identification Procedures) y provee el cálculo del precio (NAV) . En otras palabras, el proceso de emisión supone desmaterializar la propiedad y transformarla en un activo electrónico (Security), haciéndolo elegible para que el mundo financiero pueda invertir en él a través de un DVP (Delivery versus Payment).

Esta solución ofrece 7 ventajas:

- Bursatilizar e internacionalizar el financiamiento.

- Acceso tanto a inversores institucionales como minoristas.

- Genera un track record en Bloomberg y Euronext.

- La información de los inversores se mantiene confidencial.

- Diferimiento fiscal.

- Se mantiene el control de los activos a través del Gestor del Portafolio.

- Estructuración rápida, sencilla y flexible.

Ante el creciente interés de los inversores por participar de proyectos de Energía e Infraestructura en Argentina y la falta de decisión de los bancos para participar de la financiación de la deuda senior de los mismos, la solución propuesta se abre camino como una forma rápida y sencilla de llevar el proyecto al siguiente nivel, el nivel de los mercados financieros globales.