Buenos Aires. Con una inversión cercana a los 1.300 millones de pesos (US$335 millones), el gobierno argentino entregó oficialmente los contratos de concesión para el refuerzo y ampliación de los ocho corredores viales estratégicos del país.

Las obras concesionadas consideran en conjunto extensión de unos 7.500 kilómetros y cruzan 13 provincias del país.

"Las obras son imprescindibles a partir de un crecimiento geométrico del parque automotor y la producción agrícola-ganadera”, enfatizó la presidenta argentina, Cristina Fernández, en el acto de toma de posesión de las concesiones.

Los ocho corredores viales comprenden a las rutas nacionales troncales, ya que por ellas circula 75% del tránsito medio diario anual y 90% de la producción agrícola y de las exportaciones, consigna El Cronista.

Fernández anunció que las tarifas se mantendrán congeladas hasta 2011.

El Ministerio de Planificación indicó que en los años siguientes de la concesión "el Estado podrá definir tarifas acordes con los valores y la estructura de precios de la economía”.