La Secretaría de Agricultura declaró la emergencia agropecuaria en regiones de las provincias de San Juan y Neuquén, lo que significará asistencia crediticia y diferimientos impositivos por parte del Estado nacional para los productores de las zonas afectadas.

A través de la resolución 415/2012, la Secretaría declaró la emergencia agropecuaria en San Juan del 1 de enero de 2012 al 31 de mayo de 2013; y, mediante la resolución 416/2012, declaró la emergencia en Neuquén, ambas publicadas en el Boletín Oficial.

La primera comprende a las explotaciones agropecuarias de Cochagual, Tupelí, Casuarinas, Camarico y Punta del Agua, en San Juan, por granizo y aluviones en cultivos de vid, olivo, membrillos, ciruelas, nogales, frutales en general; y en chacras de melones, sandías, zapallos, berenjenas, tomates, cebollas, ajos, pimientos, hortalizas en general.

En la segunda se declaró la emergencia agropecuaria por sequía para aquellas explotaciones pecuarias de secano que tengan como actividad principal la producción caprina o la producción ovina y que se encuentren en los departamentos de Añelo y Pehuenches, del 10 de noviembre de 2011 al 10 de noviembre de 2012.