Buenos Aires. El subsecretario de Agricultura, Marcelo Yasky, desarrolló una propuesta de trabajo, considerado en palabras propias como "un cálculo que está abierto a ser discutido". Se trata de un borrador sobre consumo interno de maíz en Argentina. La presentación fue bien recibida por las empresas exportadoras, por las bolsas de cereales y por Maizar, entidad que nuclea a la cadena del maíz.

Según la fórmula presentada por las autoridades, el consumo interno de maíz en el año 2012 fue de 12,4 millones de toneladas y en el 2013 de 12,9 millones. Estas cifras difieren de las que manejan en el sector privado, que van desde 8 a 9 millones de toneladas promedio anual de consumo interno.

Subsecretario de Agricultura subraya la necesidad de "mostrar una metodología común para trabajar".

Estas diferencias entre el cálculo del consumo interno en el caso del maíz no son las primeras que se presentan con este cultivo.

Para el ministerio de Agricultura la cosecha 2012-2013 fue de 32,1 millones de toneladas y la 2013-2014 será de 29,6, cuando para la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, por ejemplo, la producción fue de 27 y 24 millones, respectivamente.

Frente a este escenario, Yasky remarcó que la idea es "mostrar una metodología para que todos puedan verla".

"Nosotros, con esta fórmula de consumo interno, lo que queremos decir es que acá está, todos pueden ver sobre qué se calcula para aportar certezas a todos los eslabones", destacó.

La cifra de consumo interno de maíz es vital para definir cupos exportables de un cultivo que viene creciendo en el país y tiene un importante destino de exportación.

Desde la Bolsa de Cereales de Buenos Aires consideraron que la presentación del cálculo es "una buena noticia".

"Es muy bueno que se profundice en este análisis y nos parece que se este trabando seriamente", dijeron.

Sin embargo, respecto a las diferencias entre los cálculos de la Bolsa y la estimaciones oficiales, señalaron que "hay diferencias en las metodologías que van a ir adecuándose con los años".

Respecto a la presentación y a las diferencias entre las estimaciones sobre el maíz, Leandro Pierbattisti, especialista en mercados agropecuarios y asesor del Centro de Acopiadores, consideró que "siempre es muy bueno que se presente y se explique una metodología".

"Las diferencias en las estimaciones no son un problema, la cuestión es cómo se explican esas diferencias", señaló.
Frente a este escenario, Yasky remarcó que la idea es "mostrar una metodología para que todos puedan verla".
Pierbattisti consideró que "entre las distintas estadísticas hay diferenciales muy amplios y a veces parece que no se pueden explicar".

Para Pierbattisti, "para el mundo es muy importante contar con estadísticas confiables, sobre todo en mercados como el de maíz, donde a nivel global una diferencia de 4 ó 5 millones de toneladas cambia la situación de precios".

"A veces, en mercados como los del norte de Africa, donde el maíz argentino es exclusivo, se necesita que las metodologías sean públicas y trasnparentes", concluyó.