Este jueves concluyeron las deliberaciones de los jefes de servicios veterinarios de la región en el contexto de la I Reunión Ordinaria del Comité Veterinario Permanente (CVP),  realizada en Paraguay. 

Uno de sus miembros, el doctor Jorge Dillon, director nacional de Salud Animal del Senasa de Argentina, fue abordado por la situación de bloqueo que mantiene el vecino país a la carne paraguaya.

Dillon declaró que desde la aparición de los focos de aftosa en Paraguay, “Argentina trató de facilitar el tránsito de mercancía a  países que aceptan los productos paraguayos (...) Obviamente la Argentina observa eso en base a un análisis de riesgo y la evaluación de la situación de Paraguay y el impacto que podría ocasionar a la Argentina cualquier desvío de la mercadería  a lo largo del trayecto en territorio argentino”.

Además, añadió que la vía fluvial por un lado y la vía terrestre por otro conforman situaciones distintas que hay que analizarlas concretamente.

Al consultarle si dudan que el producto paraguayo que ingresa a la Argentina llegue correctamente a los puertos de Buenos Aires para su embarque, Dillon detalló que “a veces suceden estas cosas, los camiones se rompen por el camino, la mercadería de golpe puede tener complicaciones”. 

Consultado con respecto a si esto se da aún con los productos semiterminados, como la carne congelada, señaló que “hay productos que prácticamente no tienen riesgos que rápidamente hemos autorizado y otros que tienen un nivel de riesgo intermedio y otros con más riesgo. Es complejo y no es fácil explicarlo”. 

En tanto, al preguntarle por si en Argentina manejan criterios técnicos diferentes a los de Brasil, que sí autoriza el ingreso de la carne paraguaya, Dillon dijo desconocer dichos criterios.

Finalmente el doctor indicó que no hay un plazo estimativo para la definición del tema que preocupa a las industrias paraguayas.