AstraZeneca rechazó por insuficiente una oferta de adquisición de US$117.000 millones realizada por Pfizer, señalaron fuentes de ambas farmacéuticas.

A través de un comunicado, AstraZeneca afirmó que la cifra no toma en cuenta las drogas experimentales en las que la compañía trabaja actualmente y representa un riesgo para sus accionistas.

Leif Johansson, presidente de AstraZeneca, afirmó que la firma rival ha fracasado en presentar un caso de negocios sólido para validar sus intenciones. Las acciones de la compañía se derrumbaron 14% una vez conocida la decisión.

Por su parte, Ian Read, CEO de Pfizer, dijo que no creen que la junta de AstraZeneca esté preparada actualmente para recomendar un acuerdo “a un precio razonable” y enfatizó que se acortan los plazos para llevar las negociaciones a buen puerto.

De concretarse un acuerdo, Pfizer transferiría su sede central al Reino Unido para aprovechar los beneficios fiscales que ofrece la plaza británica, sumaría valiosas drogas oncológicas a su portafolio de productos y se transformaría en el mayor laboratorio del planeta.