El gobierno argentino autorizó una nueva alza de 10% en los pasajes aéreos para 39 ciudades del país.

El incremento se suma al registrado en junio de este año, cuando la autoridad autorizó un alza de 15% promedio de las tarifas para los mismos destinos. El aumento de 25% registrado durante este año se suma al 20% en que subieron los pasajes en noviembre de 2009.

El aumento fue confirmado por los voceros de la Secretaría de Transporte, quienes además justificaron la decisión oficial por el objetivo de "despegar el piso de las tarifas de avión de las que están en el techo de las que cobra el transporte automotor", de acuerdo a La Nación.

En el caso de las tarifas internacionales, éstas se mantienen libres, al poder cobrar las aerolíneas las tarifas que surjan de ese mercado y la puja con sus competidoras.

Las líneas de vuelos domésticos operan desde 2002 con un esquema de bandas tarifarias reguladas oficialmente. En los últimos seis años, obtuvieron la autorización para aplicar cinco aumentos de pasajes, incluido el que rige a partir de este jueves. El sector atraviesa, hace varios años, una situación crítica como consecuencia del alza de los costos.