Banco Ripley y Banco Falabella fueron sancionados esta semana, en primera instancia, por la autoridad peruana debido al cobro indebido de penalidades por pagos atrasados que afectó a sus clientes de tarjeta de crédito durante noviembre de 2014.

El Instituto Nacional de Defensa de la Competencia y de la Protección de la Propiedad Intelectual (Indecopi) ordenó a ambos bancos la devolución de los importes cobrados indebidamente e impuso una multa de 111.780 soles (US$34.151) a Banco Ripley y de 21.870 soles (US$6.682) a Banco Falabella. Mientras este último informó que no apelaría la sanción, Banco Ripley dijo que si apelará, de acuerdo a El Comercio de Lima.

En el caso de Banco Ripley el Indecopi informó que, desde la Sala Especializada en Protección al Consumidor, se encontró que la empresa cobró indebidamente la penalidad en cuestión en julio de 2017, así como la medida correctiva dictada por la primera instancia.

Se informó que Banco Ripley se encuentra dentro del plazo de apelación del monto de la multa impuesta.