El Instituto Nacional de Aeronáutica Civil (Inac) renovó por un año la concesión de explotación del servicio público de transporte de pasajeros, carga y correo, en operaciones regulares y no regulares, nacionales e internacionales a la Sociedad Mercantil Corporación Alas de Venezuela (Aeropostal).

La Providencia fue publicada en Gaceta oficial Nº 39.532 de fecha lunes 19 de octubre de 2010 y establece que la empresa deberá cumplir con las normas previstas en la Ley de Aeronáutica Civil y sus reglamentos y demás regulaciones establecidas.

La renovación de la concesión que caducó en agosto de 2008, obliga a la aerolínea a presentar ante el Inac, con 60 días de anticipación a la fecha de vencimiento de esta concesión, todos los requisitos exigidos que establece la normativa legal vigente para este tipo de trámite.

"Probablemente esta renovación tiene que ver con el hecho de que la aerolínea sólo contaba con un certificado de explotador provisional", comentó William Bracho, presidente de la Cámara de Empresas Venezolanas de Transporte Aéreo (Ceveta).

Aun cuando dijo no tener del todo claro la razón de la resolución, otra fuente del sector que prefirió no ser identificada señaló que la extensión de concesiones es un procedimiento habitual, máxime tratándose de una aerolínea temporalmente manejada por el Estado pero que no ha sido expropiada ni nacionalizada.

Historias ocultas. Desde abril de 2008, Aeropostal es operada por el Estado venezolano a través de la Oficina Nacional Antidrogas (ONA), luego de que la Fiscalía General de la República procediera a incautar los bienes propiedad del Grupo Makled, cuyos principales accionistas, Aldalá Alex José y Bassel Makled, fueran acusados por el delito de tráfico de estupefacientes, entre otros.

Desde entonces, la aerolínea es dirigida por una junta de administración especial presidida por Douglas Vásquez Orellana, sin que se sepa el destino final.

Cabe recordar que en abril de 2008, el Grupo Makled adquirió 90% de las acciones de la empresa propiedad hasta entonces de Nelson Ramiz, quien demandó la nulidad de la transacción al alegar que nunca recibió el monto acordado por la venta.

Los tribunales nacionales no se han pronunciado al respecto, así como tampoco se conoce con exactitud cuál será el futuro de la aerolínea.

En abril de 2009, el presidente Hugo Chávez aseguró que el Gobierno "también se quedaría" con la corporación de aviación, la cual pasaría a ser una empresa de propiedad social.

De acuerdo a información publicada en la Gaceta, la aerolínea cuenta con una flota de cinco aeronaves modelo DC9.

Internamente cubre las rutas que unen a Maiquetía con Barquisimeto, Porlamar, Maturín, Puerto Ordaz, Maracaibo y Valencia.

Aunque planea abrir otras rutas en el Caribe, por ahora solo vuela a Trinidad y Tobago.