El juez de concurso de feria, Álvaro González, el fideicomiso que administraba los aviones de Pluna hasta que cayó la ley, y la sindicatura del concurso, acordaron esta mañana que en una semana se concretará el traspaso de los aviones.

El 9 de enero las partes se volverán a reunir en audiencia para firmar el traspaso.

Según dijo a El Observador uno de los síndicos, el abogado Daniel Germán, en la audiencia se fijó una prórroga hasta el 9 de enero para que en esta semana la titulación de los aviones pase a Pluna SA y así puedan quedar a disposición del concurso.

En estos siete días también se deberá pagar las deudas por mantenimiento, ya que se acordó que hasta diciembre de 2013 el fideicomiso se hará cargo de los gastos. Las deudas pendientes superan los US$ 100 mil. A partir de 2014 los gastos pasarán a correr por cuenta del concurso que administra la sindicatura integrada por Germán y el contador Gabriel Ferreira, representantes de la Asociación Uruguaya de Peritos (Aupe).

Germán destacó el "excelente clima" en el que transcurrió la audiencia, ya que las partes se pusieron de acuerdo enseguida sobre los pasos a dar en los próximos días.

Una vez que se concrete el traspaso la sindicatura comenzará a trabajar para concretar la venta de los aviones Bombardier.