Santiago.  El Banco de Chile, la segunda mayor institución financiera del país, obtuvo preliminarmente ganancias por un equivalente a US$808 millones en el 2010, apoyado en el dinamismo del consumo doméstico.

En un informe difundido en su sitio de internet, el Banco de Chile reportó una utilidad de CH$378.530 millones (US$753,5 millones) entre enero y diciembre, muy superior a la ganancia nominal de CH$257.887 millones (US$513,4 millones) que había obtenido en el 2009.

El fuerte incremento en las ganancias del Banco de Chile se enmarca dentro del positivo rendimiento que ha tenido el sistema bancario local en el 2010, debido al sólido desempeño del consumo doméstico, menores gastos en provisiones y un reajuste en las tasas de interés.

El Banco de Chile, una entidad controlada por la firma estadounidense Citigroup y la familia local Luksic, logró ganancias por CH$13.964 millones (US$27,7 millones) en diciembre, cifra que representa una caída interanual del 34% y un desplome del 59% frente a noviembre del 2010.

Los resultados financieros oficiales del sistema bancario local, que lidera el Santander Chile, serán difundidos por el regulador local a fin de mes.