Río de Janeiro.  El estatal Banco do Brasil está en negociaciones avanzadas para concluir la compra de un banco en Estados Unidos a más tardar en febrero de 2010, dijo este martes el presidente ejecutivo de la entidad, Aldemir Bendine.

Añadió que la inversión no será de gran tamaño.
"Estamos en la fase final de concreción. Presumo que a más tardar al final del mes próximo vamos a concretar (la compra)", dijo Bendine a la prensa tras participar en la inauguración de una agencia del banco en el Complexo do Alemao, un barrio de favelas de la zona norte de Río de Janeiro.

Banco do Brasil pretende invertir 1.000 millones de reales (US$596,1 millones) para abrir 600 agencias en Brasil.

"El banco está en la costa este y buscamos en Estados Unidos una compra más de una licencia de operación (...) Y a partir de esta compra, vamos a hacer un proceso de expansión allá", agregó.

Factor Latinoamérica. Otro blanco del proceso de internacionalización del banco es Latinoamérica.

Según Bendine, ya existen conversaciones en ese sentido en algunos países de la región, aunque no quiso revelar cuáles.

Meta. El ejecutivo también dijo que la meta del banco es doblar su cartera de crédito inmobiliario en el 2011 a cerca de 6.000 millones de reales (US$3.586 millones).

Pese a la expansión esperada, Banco do Brasil no tiene grandes horizontes en materia de participación de mercado.

"No imaginamos competir al mismo nivel que la Caixa (Económica Federal), que tiene el récord en esta área y más de un 70% de participación (de mercado)", sostuvo.

Bendine también dijo que Banco do Brasil pretende invertir 1.000 millones de reales (US$596,1 millones) para abrir 600 agencias en el país y reformar otras.