Paris. El banco francés Société Générale fijó este martes una meta de ganancias de 6.000 millones de euros (alrededor de US$7.350 millones) para el 2012 , con lo que duplicó el objetivo de este año, en momentos en que busca restaurar la confianza del inversor en un duro ambiente de negocios.

El presidente ejecutivo, Frederic Oudea, dijo a la prensa que el banco no hará una ampliación de capital y que financiaría sus adquisiciones vendiendo partes de su portafolio de activos.

"Arbitraremos el portafolio (...) Habrá ventas, habrá adquisiciones", dijo Oudea antes de un día del inversor organizado para presentar las metas a largo plazo. El banco intenta elevar el precio de su papel desde mínimos de 11 meses.

El banco no hará una ampliación de capital y financiaría sus adquisiciones vendiendo partes de su portafolio de activos.

Oudea agregó que el precio de la participación del Allied Irish Bank en el banco polaco Zachodni, al que SocGen ha sido ligado, parecía "demasiado caro" con respecto a su potencial de crecimiento.

Las acciones de SocGen subían un 3,77 por ciento a las 1428 GMT.

SocGen dijo en un comunicado que las operaciones del segundo trimestre están siendo firmes hasta ahora para su red minorista en Francia pero mixtos para la división de acciones en su banco de inversión, por causa de las volátiles condiciones de mercado.

Oudea se negó a dar más detalles, diciendo sólo que el grupo se iba a apegar a sus metas anuales para el 2010.