Londres. El banco de inversión Barclays Capital prevé que el crecimiento de la demanda de los metales se recupere en el segundo semestre, con un avance de los precios de un 10% desde los niveles actuales, mientras que el oro subiría a más de US$2.000 la onza para el tercer trimestre.

En su pronóstico para los metales en el 2012, BarCap dijo que espera que la desaceleración en el crecimiento de la demanda de metales se estabilice a principios de este año y que la recuperación comience en el segundo trimestre.

El banco pronosticó un precio promedio del cobre de US$9.000 la tonelada este año, aunque la cifra es un 11% menor que sus previsiones anteriores para el 2012, después de un final más débil de lo esperado para el 2011.

Los precios del cobre cayeron un 21% el año pasado, en su primer retroceso anual desde el 2008, debido a que un incierto panorama económico mundial aumentó los temores sobre las perspectivas de la demanda del metal. Este martes, el cobre se negociaba a US$8.180 la tonelada.

"Nuestros economistas esperan que la situación en Europa se siga estabilizando, para China ven un aterrizaje suave y para Estados Unidos será un año muy fuerte. Así que estamos trabajando con un escenario económico muy positivo ", dijo la analista Gayle Berry.

"(Pero) lo que no estamos esperando es el tipo de recuperación de la demanda que vimos en 2009/2010 debido a que hay demasiados contratiempos para ese tipo de escala de la recuperación", agregó.

Para el oro, BarCap ve el metal precioso en un máximo de US$2.030 la onza en el tercer trimestre, con un precio promedio de US$1.875 la onza en el 2012, impulsado por el apetito de los bancos centrales, la incertidumbre sobre los mercados financieros y las presiones inflacionarias de más largo plazo.

El oro al contado ha sido un activo de alto rendimiento desde el 2001 debido a que una diversificación de las carteras, las preocupaciones sobre el riesgo soberano y bajísimos tipos de interés ayudaron a impulsar los precios desde un mínimo de cerca de US$250 la onza en el 2001 a un máximo de más de US$1.920 en septiembre del 2011.

Mayor oferta. Para todos los metales, con la excepción del estaño, BarCap prevé un crecimiento de la oferta de más de un 3%, que en el caso del cobre es un marcado fortalecimiento frente a los últimos años, dijo el banco.

La entidad sigue siendo optimista sobre los precios del cobre este año, a pesar de una mayor oferta y un débil crecimiento del consumo global, debido a un déficit del mercado proyectado de 363.000 toneladas.

"Somos optimistas para los precios del cobre porque, aunque es un año mejor para el suministro, vemos un mercado que aún está en déficit", puntualizó Berry.

Sin embargo, la analista manifestó que una pronunciada desaceleración en la construcción de viviendas de China es uno de los mayores riesgos de deterioro del panorama optimista del cobre.