Los precios del petróleo caían el viernes después de que el ministro de Relaciones Exteriores de Libia dijo que detendría todas las operaciones militares y aceptó una resolución de Naciones Unidas de un inmediato cese al fuego.

El crudo Brent bajaba 92 centavos de dólar a US$113,98 el barril a las 13:18 GMT, lejos de un máximo de sesión de US$117,29 y por encima del mínimo del día de US$113,07.

El crudo de Estados Unidos bajaba 59 centavos, a US$100,83 por barril.

"Decidimos declarar un inmediato cese al fuego y detener de inmediato todas las operaciones militares", dijo el ministro de Relaciones Exteriores de Libia, Moussa Koussa, a reporteros.

El anuncio llegó luego de que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, reunido en una sesión de emergencia este jueves, aprobó una resolución apoyando una zona de exclusión de vuelos para detener a las tropas gubernamentales que ahora están a unos 100 kilómetros de Bengasi, ciudad a la que Gaddafi amenazó con una incursión "sin piedad".

Los mercados de petróleo habían subido a su mayor nivel en más de una semana luego de la resolución de la ONU y, aunque el cese al fuego disparó una liquidación, analistas señalaron que la situación todavía era compleja.

"Esto no significa que nos acercamos a una resolución de la situación en Libia. Podemos estar ante la posibilidad de un arraigado status quo entre los grupos pro y anti Gaddafi", dijo Harry Tchilinguirian, analista de BNP Paribas.

Libia bombeaba 1,6 millones de barriles por día (bpd) de crudo ligero antes de estallar la violencia a inicios de este año.