Londres. El crudo estadounidense estaba a menos de US$86 el barril y cerca de un mínimo de 10 semanas este lunes, debido a que inversores se enfocaban en amplios suministros luego de que la renuncia del presidente egipcio, Hosni Mubarak, calmara temores de interrupciones.

* La salida de Mubarak la semana pasada, después de 18 días de protestas masivas, aliviaron las preocupaciones de un contagio de los disturbios a través de Oriente Medio y Africa del Norte, fuente de más de un tercio del petróleo mundial.

* "Las preocupaciones sobre una posible interrupción de suministros han disminuido y ahora que la amenaza inmediata está fuera del camino, el mercado comenzará a centrarse de nuevo en los fundamentos macroeconómicos", dijo Ben Westmore, analista de materias primas del National Australia Bank.

* El crudo estadounidense, conocido también como West Texas Intermediate o WTI, para marzo bajaba 23 centavos a US$85,35 el barril, a las 0915 GMT, después de caer hasta US$85,10 este viernes, el menor precio intradiario en 10 semanas.

* El crudo Brent, el referencial en Europa, Africa y Oriente Medio, para abril avanzaba 24 centavos a US$101,18.

* Los acontecimientos en Egipto ayudaron a presionar al Brent por encima de los US$100 a fines del mes pasado por primera vez desde 2008.

* La prima del Brent sobre el crudo estadounidense alcanzó un récord de US$16,24 el viernes, el último día de negociación del contrato del Brent para marzo.

* El diferencial entre los contratos para abril estaba en unos US$12 dólares este lunes.