Madrid. Portugal Telecom (PT) anunció este jueves que su beneficio neto creció 83% en el segundo trimestre de este año gracias a unos mayores ingresos en Brasil -un mercado clave para la compañía- que contrarrestaron la debilidad de sus operaciones en Portugal.

PT, el mayor operador de telecomunicaciones de Portugal por capitalización bursátil, dijo que su beneficio neto aumentó a 164,2 millones de euros en el segundo trimestre, frente a los 90 millones de euros en 2009.

"Las cifras son sólidas, a pesar de la débil situación macroeconómica", dijo Georgios Ierodiaconou de ING.

"La televisión de pago e Internet de alta velocidad son negocios saludables, mientras que la evolución del móvil no es tan mala como temíamos", añadió.

Los ingresos se incrementaron en 17% a 1.910 millones de euros, mientras que los resultados antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización aumentaron un 11% a 663,6 millones de euros.

La mayor fuente de ingresos de la compañía es la operadora brasileña de móviles Vivo Participacoes SA, que controlaba al 50% con la española Telefónica hasta julio de este año.

Brasil como principal mercado. Debido a la fortaleza del real y al crecimiento del mercado en Brasil, los ingresos de PT de Brasil aumentaron un 38% a EUR1.100 millones en el trimestre.

El mes pasado, PT vendió su participación en Vivo por 7.500 millones de euros y utilizó aproximadamente la mitad de ese importe para comprar una participación en la compañía brasileña de telecomunicaciones Oi.

Las compañías de telecomunicaciones europeas, incluyendo PT, afrontan el estancamiento de los ingresos en sus mercados domésticos, ya que los consumidores han reducido su gasto durante la crisis financiera y optan por operadores de bajo coste.

Portugal, al igual que muchos de sus competidores en el sur de Europa, ha sufrido especialmente por este motivo, lo que le ha forzado a recortar las tarifas.

Baja en mercado portugués. En el mercado luso, los ingresos de PT descendieron un 1% a 798 millones de euros. Los gastos de capital de Portugal Telecom cayeron, ya que la compañía finalizó sus inversiones para lanzar el negocio de televisión de pago en Portugal y la red de móvil de tercera generación en Portugal y Brasil.

La compañía con sede en Lisboa dijo que el gasto de capital en el trimestre cayó un 10% a 254,7 millones de euros frente a un año antes, ya que los costes de expansión de sus redes de fibra óptica descendieron en comparación con el año anterior.

Además de Portugal y Brasil, Portugal Telecom tiene operaciones más pequeñas en Angola, Cabo Verde, Mozambique, Namibia y Timor Oriental.