Nueva York. Boeing anunció este miércoles un beneficio neto de US$1.106 millones en el primer trimestre de 2013, con un aumento del 20% sobre el año anterior.

El fabricante aeronáutico registró un descenso de la facturación del 3% hasta US$18.893 millones, lo que no impidió un aumento de beneficios debido a un mejor margen financiero de sus operaciones.

Boeing explicó en un comunicado que los menores ingresos por los problemas técnicos de su modelo 787 se compensaron por el aumento de los de los aviones 737 y 777, así como por el incremento de su división de defensa.