El ministro de Comunicación, Iván Canelas, informó que en septiembre llegará a Bolivia una misión del país asiático para tratar éste y otros temas, como la construcción del proyecto férreo interoceánico, que será complementado con el puerto en Ilo.

Perú cedió, por 99 años a los bolivianos, un terreno de cinco kilómetros en Ilo para constituir una zona económica especial, en la que se encuentra un punto de atraque. En octubre del 2010, el acuerdo bilateral fue reimpulsado y Morales comprometió esfuerzos para desarrollar la zona.

El mandatario, durante la visita oficial a China, gestionó apoyo para ejecutar el proyecto que conecte los océanos Atlántico y Pacífico por vía férrea. “Nos ahorraríamos distancia y mucho dinero”, explicó Canelas, quien acompañó al Presidente al país asiático.

La infraestructura, que nacerá en Puerto Suárez, Santa Cruz, llegaría hasta el puerto de Ilo. “Hemos concretado varias propuestas, pero las anunciaremos cuando la comisión de China llegue al país”, sostuvo el ministro.

En una entrevista publicada por La Razón el 7 de agosto, el Mandatario anunció que reforzará el proyecto de Ilo para trasladar al puerto peruano la actividad comercial que empresarios bolivianos realizan en el norte de Chile.

“Vamos a buscar la manera de cómo tener salida al mar casi con autonomía por el puerto de Ilo (...) Pero lamentablemente, algunos puertos chilenos viven de Bolivia, creo que tenemos que liberarnos de eso si Chile no nos da una salida al mar con soberanía”, explicó el Mandatario en ese entonces.

La misión del gobierno chino estará en Bolivia en septiembre próximo. El principal producto de exportación hacia mercados del extranjero, por los puertos de Arica e Iquique, en Chile, son los minerales como el estaño, zinc, plata, entre otros.

El acuerdo de Ilo. El acuerdo de Ilo fue firmado por los presidentes Jaime Paz Zamora (Bolivia) y Alberto Fujimori (Perú) en 1992. A través del documento, el Gobierno de Lima concedió a su similar de La Paz, por 99 años renovables, una zona económica en el litoral peruano con un régimen administrativo, laboral y tributario similar al vigente en Bolivia.

En octubre del 2010, Evo Morales y Alan García relanzaron el proyecto que, entre otros aspectos, consolida para los bolivianos un enclave costero que permitirá el arribo y salida de embarcaciones comerciales y militares de gran calado.

El renovado convenio también establece que se construirá un anexo de la Escuela Naval Boliviana, y autoriza que buques de la institución militar naveguen en Ilo con fines de cooperación e instrucción.

Bolivia tendrá nuevas y mayores facilidades portuarias y de libre tránsito que permitirán mejorar su cualidad marítima y sus relaciones comerciales con el mundo.