La Paz. A través del proyecto “gasoducto virtual” entre Bolivia y Uruguay se pretende transportar gas natural licuado (GNL) a ese país a través de barcazas que recorran la hidrovía Paraguay-Paraná, informó el portal de noticias terra.com.

Según el medio digital, el gas que se transportará de Bolivia alimentará una planta regasificadora que se construirá al oeste de Montevideo, capital de Uruguay, punto que también está a dos kilómetros de la costa del Río de la Plata, en Argentina.

Este proyecto se construye mientras Uruguay avanza con Bolivia en el proyecto de “gasoducto virtual”. Los documentos internacionales para la construcción de la planta se presentaron este jueves y su edificación demandará una  inversión de aproximadamente US$400 millones.

Al momento “hay más de 20 empresas interesadas” en la construcción, informó el director nacional de Energía de Uruguay, Ramón Méndez, destacó terra.com. Una vez instalada la planta, el país podrá comprar gas natural a más de 20 proveedores internacionales, aunque “no descuidará la integración” regional, precisó.

El consumo que podría llegar a tener Montevideo rondaría los tres millones de metros cúbicos día (MMmcd) de GNL y cuando la planta esté disponible se podrá procesar hasta cuatro MMmcd en momentos de alta demanda.

Se intentó contactar este miércoles a las autoridades del Ministerio de Hidrocarburos y ejecutivos de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) para conocer a qué precio se venderá el gas natural y qué avances se tiene en la negociación con ese país, pero no se tuvo respuesta en las unidades de comunicación.

El 20 de diciembre de 2011, Uruguay y Bolivia lanzaron la invitación para la presentación de propuestas para el “gasoducto virtual”. Con ese país también se firmó un acuerdo para exportar GLP.