La Paz. En los próximos siete años, el gobierno boliviano pretende impulsar inversiones en diversos sectores entre US$17.000 millones y US$32.000 millones, según adelantó la ministra de Planificación para el Desarrollo, Viviana Caro.

"Existen condiciones macroeconómicas favorables que Bolivia debe utilizar para ejecutar una serie de programas de desarrollo a través de inversiones públicas, privadas y mixtas", dijo caro a la red estatal de televisión, según la agencia ABI.

La funcionaria explicó que se trata de inversiones en el área de la infraestructura vial, aeroportuaria y ferroviaria, además del desarrollo de proyectos mineros y energéticos.

Las iniciativas se realizarán por la vía de la inversión pública, a través de proyectos que impulsen entidades estatales de otros países, como la brasileña Petrobras o la venezolana Pdvsa en el área de hidrocarburos.

Además, se consideran invertir en forma conjunta con el sector privado en proyectos que sean rentables, como la explotación del litio y o el desarrollo de centrales hidroeléctricas.

Caro detalló que Bolivia está en condiciones de acceder a créditos de diverso tipo. "Hay un estudio de factibilidad que muestra que Bolivia está en condiciones de sostener sus deudas hasta el año 2029", dijo.