Xalapa. Las petroleras internacionales British Petroleum (BP), Chevron y Shell ya preparan su apuesta para el desarrollo de proyectos en la industria petrolera mexicana.

El secretario de Desarrollo Económico y Portuario de Veracruz, Erik Porres Blesa, dijo que esas empresas trasnacionales forman parte de por lo menos 64 firmas que se han acercado al gobierno estatal con miras a incursionar en esta industria en el Estado una vez que se aprueben las leyes secundarias de la reforma al sector.

"Hay desde trasnacionales como British Petroleum, así como medianas y pequeñas empresas en el sector petrolero", afirmó en un encuentro con medios.

Cuestionado sobre el impacto en inversiones y empleos a raíz de la reforma energética, el funcionario aseguró que se necesita esperar a la aprobación de las legislaciones secundarias para medir el alcance de este sector y los detalles para el desarrollo de proyectos en el Estado.

"Estamos a espera de la aprobación de las leyes secundarias pues sería muy aventurado dar una cifra ahora. Lo que sí puedo decirte es que antes de la reforma teníamos un compromiso de inversión de US$11.000 millones y la cifra será muy superior a ésta", aseguró Porres Blesa.

De acuerdo con el funcionario, otras empresas que están explorando la inversión en Veracruz, en proyectos en el sector petrolero figuran Energy Alloys, Hutchinson, así como firmas de China y África.

"Cuando queden aprobadas, los efectos en inversiones, que empiecen a llegar corporativos, es más de mediano plazo, de dos a tres años. El alto impacto estructural de la reforma energética es de mediano plazo", dijo.

Cifras ofrecidas por Porres Blesa aseguran que, desde el 2011 hasta junio de este año, las inversiones del sector privado en el Estado ascienden a 95.426 millones de pesos o alrededor de US$7.340 millones, en su mayoría del sector energético.

La más importante de estas inversiones provino de la empresa brasileña Braskem Idesa, que ascendió a US$4.500 millones, a la que se han sumado US$560 millones de la petroquímica Mexichem, US$300 millones de Alpek, US$240 millones de de Cydsa, US$100 millones de Evonik y US$50 millones de Celanese.

De estas empresas existe el compromiso de inversión de US$11.000 millones.

Para el 2014, las autoridades del Estado calculan que las inversiones del sector privado en el Estado llegarán a un rango de entre 26.000 y 28.000 millones de pesos.