Río de Janeiro. OGX, el brazo petrolero del grupo EBX del empresario Eike Batista, finalizó la prueba de capacitación del pozo 1-OGX-18-RJ, del bloque BM-C-40, en las aguas de la cuenca de Campos, donde la empresa tiene el 100% de la participación.

La prueba confirmó un potencial de producción entre 8.000 y 12.000 barriles de petróleo por día en un pozo vertical y de 25.000 a 35.000 en un pozo horizontal. El petróleo encontrado es de buena calidad: 27 grados API.

Según el director general de OGX, Paulo Mendonça, la tendencia será producir en el pozo horizontal y el objetivo es comenzar lo más rápido posible.

“Las técnicas modernas recomiendan producir en el pozo horizontal”, dijo Mendonça a Reuters, informando que está en plena negociación de equipos para iniciar la producción en Ingá. “Estamos corriendo atrás”, informó.

El pozo OGX-18, conocido como prospecto Ingá, fue perforado hasta una profundidad de 2.260 metros.

“La realización de más de una prueba de capacitación en esta parte de la cuenca de Campos, tomando en cuenta las altas profanidades, representan un importante paso para conocer las características del yacimiento”, afirmó OGX en un comunicado de prensa, sin prever por ahora el inicio de la producción.

La empresa informó que la sonda Ocean Lexington, utilizada en la perforación de ese pozo y en la realización de la prueba, será movilizada para el pozo OGX-2. OGX prevé para 2011 su primer crudo que será producido en el campo de Waimea, en el bloque BMC-43 en la cuenca de Campos.

(Con información de Reuters).