Río de Janeiro. La minera brasileña Vale anunció este lunes que mantendrá la suspensión indefinida del proyecto para la extracción de potasio en la mina Río Colorado, en la provincia argentina de Mendoza, que está parado desde diciembre pasado.

Vale señaló en un comunicado que después de la reunión del Consejo de Administración para tratar el asunto, celebrada este lunes en Río de Janeiro, la empresa "le informó al gobierno de Argentina que está suspendiendo la implantación del proyecto Río Colorado".

La empresa argumentó que "en el contexto macroeconómico actual los fundamentos económicos del proyecto no están alineados con el compromiso de Vale de una disciplina en el destino de recursos del capital de la compañía y de la creación de valor".

No obstante, indicó que "en el caso de una retomada de la iniciativa", la empresa le dará "preferencia" a los actuales empleados del proyecto.

"Vale continuará cumpliendo los compromisos relativos a sus concesiones y seguirá buscando soluciones que mejoren los fundamentos económicos del proyecto, para entonces evaluar su retomada", puntualizó el breve comunicado.

El proyecto se presentó con presupuesto inicial de US$4.000 millones y luego subió a US$5.900 millones, pero fuentes de la empresa revelaron al diario Folha de Sao Paulo que la cifra se elevó hasta los US$11.000 millones.

Vale, líder mundial en la producción de hierro y que en 2012 no obtuvo sus mejores resultados, ya desembolsó US$1.800 millones para el proyecto de Río Colorado, mina situada a unos 1.100 kilómetros al oeste de Buenos Aires y que debía entrar en funcionamiento en la segunda mitad de 2014.

Río Colorado fue definido como "estratégico" por la presidenta argentina, Cristina Fernández, durante su presentación oficial, el pasado julio.

La compañía calcula que las reservas de potasio de la mina ascienden a 430 millones de toneladas y la capacidad de producción podría llegar hasta los 4,35 millones de toneladas, lo que situaría a Argentina como el quinto productor mundial.