La cadena de pizzerías Sbarro inició hoy los trámites para acogerse al capítulo 11 de la Ley de Quiebras de Estados Unidos, con lo que se declara en bancarrota por segunda vez en menos de tres años.

Los trámites iniciados hoy por Sbarro, que fue fundada en 1956, llegan unas semanas después de que la empresa anunciara el cierre de 155 locales, de los cerca de 1.000 establecimientos que opera en Estados Unidos y otros 40 países, 400 de ellos en el extranjero

La empresa tuvo que acogerse por primera vez a la ley de quiebras en abril de 2011, en medio de las dificultades financieras que estaba atravesando por la recesión económica y por los altos precios de las materias primas.

Según la documentación presentada en un tribunal de bancarrotas de Manhattan, la empresa de Melville (Nueva York) ya ha alcanzado un acuerdo con la inmensa mayoría de sus acreedores, a los que debe unos US$140 millones.

Sbarro cuenta con establecimientos en diferentes regiones del mundo, incluido en América Latina, donde en la actualidad tiene presencia en Brasil, Chile, Colombia y Ecuador, mientras que planea abrir también en Perú y Bolivia.