La caída de 7,1% de la ocupación de los hoteles en la ciudad de Panamá ha hecho que las autoridades correspondientes a la actividad turística prendan las alarmas para recuperar la merma de habitaciones vacías.

Durante el primer semestre del año en curso, este segmento turístico registró 60,32% de ocupación, mientras que para el mismo periodo del año anterior la cifra mantenía un porcentaje del 67,4%, reporta el periódico Panamá América.

Los hoteles del llamado grupo “1” o gran turismo disminuyeron su entrada de viajeros en 63,5%, en cambio los centros de hospedaje del grupo dos o categoría media bajaron 53,8% durante los primeros seis meses del año.

Salomón Shamah, administrador de la Autoridad de Turismo Panamá, señaló que la baja no se debe a que menos viajeros lleguen al istmo, sino a la gran apertura de hoteles.

Agregó que hasta el momento mantienen conversaciones con compañías aéreas para traer más turistas y se negocia la apertura de una séptima frecuencia de viaje país por parte de la aerolínea española Iberia.