La Paz.  Las organizaciones sociales indígenas y campesinas ejercerán el Control Social a los proyectos de agua y riego a desarrollar en los municipios rurales.

En una nueva cita entre los alcaldes y el Presidente Evo Morales, el dirigente de la Confederación Sindical de Trabajadores Campesino de Bolivia (CSUTCB), Roberto Coraite, dijo que los elegidos son los trabajadores porque “son los que más conocen la realidad, ellos son la base de los gobiernos locales”.

Coraite resaltó que los trabajadores del agro conocen las regiones, los sitios donde existe agua y dónde se pueden situar los planes para evitar que se pierdan los recursos económicos con la ejecución de un mal plan.

Aseguró que en esta oportunidad participarán activamente en la planificación e implementación de los proyectos para que éstos beneficien a todos.

“Antes, a capricho personal, los alcaldes estiraban los proyectos al lado donde hubo mayor voto, esto se va a evitar con la participación de las organizaciones sociales priorizando realmente donde haga falta”, dijo.

Según el ministro de Autonomías, Carlos Romero, “las organizaciones sociales, indígenas y campesinas deben consensuar con los alcaldes la instalación de proyectos y la ubicación de cada uno”, manifestó.