Santiago. La canadiense Teck Resources comenzaría en noviembre los trabajos de ampliación de su mina Quebrada Blanca en Chile, que requerirá una inversión de US$4.800 millones, dijo este martes el ministro de Minería, Baldo Prokurica.

A inicios de mes, Teck recibió el permiso ambiental para la Fase 2 del yacimiento ubicado en el norte Chile, que le permitirá aumentar su producción a 300.000 toneladas de cobre al año.

"Quebrada Blanca en noviembre estaría iniciando movimiento", dijo Prokurica a periodistas, al detallar el estado de algunas grandes inversiones en el país.

Teck dijo en julio que buscaría un socio para desarrollar el proyecto, que podría aportar unos US$2.000 millones por una participación de un 30% a un 40%.

Teck dijo en julio que buscaría un socio para desarrollar el proyecto, que podría aportar unos US$2.000 millones por una participación de un 30% a un 40%.

El gobierno del multimillonario Sebastián Piñera está enfocado en fomentar la inversión para reactivar la economía del mayor productor mundial de cobre y busca fórmulas para destrabar el burocrático proceso actual de obtención de permisos para grandes iniciativas.

El ministro dijo además que el proyecto Nueva Unión, de US$3.400 millones y que asocia a Teck con Goldcorp, también empezaría este trimestre el proceso de evaluación ambiental para su desarrollo.

"Hemos acordado que si logramos acelerar el proceso de permisos y aprobación, las empresas se comprometan a iniciar los trabajos lo más rápido posible", comentó Prokurica.

Quebrada Blanca produjo 23.400 toneladas de cobre en 2017.