Ciudad de México. El mercado mexicano de telecomunicaciones vive una fuerte e intensa competencia efectiva, en el que América Móvil ha cumplido con todas las reglas impuestas por la reforma constitucional del sector, “pero en el que se requiere de una regulación previsible y estable, y en el que la convergencia plena es clave para fortalecer la inversión”, dijo Carlos Slim Domit, presidente del Consejo de Administración de ese conglomerado global de telecomunicaciones.

Al inaugurar y dar la bienvenida a los becarios de la Fundación Telmex, durante la versión 2016 del Foro México Siglo XXI, Slim destacó que “hemos implementado y cumplido con todas las reglas impuestas en la Reforma de Telecomunicaciones. Es de desacatarse la fuerte e intensa competencia efectiva que hay en México; en donde la empresa más grande del  mundo y la mayor de Iberoamérica tiene que vender sus servicios aquí muy por debajo de las tarifas que tienen en sus países de origen para ser competitivos”.

Informó que la inversión acumulada de Telmex y Telcel en México es de alrededor de 50 mil millones de dólares, incluyendo entre otros proyectos el llevar fibra óptica hasta la casa del cliente, así como el despliegue de la mejor infraestructura de cuarta generación.

Agregó que en la actualidad, la demanda de datos en las redes se duplica cada 12 meses en un mercado en el que la utilización remota de información y aplicaciones en las nubes es marginal, los servicios de streaming apenas comienzan a masificarse, en el que el internet de las cosas aun no inicia y el volumen de teléfonos inteligentes crece aceleradamente, pero apenas son la mitad del mercado.

Indicó que “todos estos desarrollos podrían llevar a que la demanda en el uso de datos se duplique cada seis meses o menos”, y que ese factor refleja la importancia de seguir incrementando la cobertura y “muestra con contundencia la gran demanda de inversión”.