Bogotá. Cementos Argos, líder en la industria cementera y de concreto de Colombia, y un importante jugador del sector en Estados Unidos, apostará al desarrollo de la construcción de viviendas y carreteras en esos dos países para impulsar su expansión en el futuro inmediato.

El presidente de la compañía, José Alberto Vélez, dijo el pasado viernes en una entrevista que la reciente compra a Lafarge de activos cementeros y de concreto en Estados Unidos por US$760 millones busca consolidar la presencia de Argos en ese país, donde ingresó en 2005.

Desde entonces, Argos ha invertido US$1.600 millones en Estados Unidos, la mayor suma de una empresa colombiana privada en la primera economía mundial.

Vélez aseguró que pese a la crisis en la economía estadounidense, con la cual se produjo una caída en la demanda de cemento desde 130 millones de toneladas anuales a 70 millones de toneladas en la actualidad, Argos confía en una recuperación entre el 2014 y el 2015.

"Imaginarse uno que la primera economía del mundo no se va a recuperar y que esa recuperación no se vaya a dar en un periodo relativamente cercano sería como no creer en nada", dijo el directivo.

"Han pasado tres años de crisis, el momento actual es el más bajo de la demanda de cemento, pero en Estados Unidos están apuntando a una recuperación de la economía hacia el 2014 o el 2015, están previendo que para el 2014 o el 2015 vuelven otra vez al escenario de los 130 millones de toneladas año y a eso es a lo que le estamos apuntando definitivamente", agregó.

Argos cuenta con US$560 millones para pagar la reciente compra a Lafarge de tres plantas de cemento y 79 de concreto, 347 mezcladoras de concreto, cinco terminales férreos y un puerto marítimo en Estados Unidos. La empresa obtuvo un préstamo de US$200 millones para cubrir el resto.

Las plantas adquiridas están ubicadas en Georgia, Carolina del Sur, Alabama y Florida.

Con la adquisición, sujeta aún a la aprobación de las autoridades, la capacidad instalada de Argos en Estados Unidos alcanzará 3,2 millones de toneladas de cemento y cerca de 10 millones de metros cúbicos de concreto al año.

Capacidad Ampliada. La compañía quedará con una capacidad instalada total, en todas las zonas donde tiene presencia, de 16 millones de toneladas de cemento y 14 millones de metros cúbicos de concreto al año.

Argos se convertirá en el segundo mayor productor de cemento del sureste de Estados Unidos. Igualmente, será el cuarto productor más grande de concreto de este país y uno de los líderes en el mercado de concreto de Atlanta, Dallas y Houston.

Vélez reconoció que Cementos Argos también buscará impulsar su crecimiento en los próximos años en Colombia, donde el sector de la construcción se mantiene dinámico con el buen comportamiento de la economía y se esperan millonarias inversiones en reconstrucción de vías destruidas por deslaves e inundaciones ocasionadas por recientes lluvias.

"Van a venir unos tres años de fuerte inversión en infraestructura y eso para el sector cementero es importantísimo porque se van a dar vías en concreto mucho más que en otros materiales como asfalto", afirmó.

"Si el crecimiento sigue en los próximos dos o tres año va a ver necesidad de hacer inversiones en Colombia en plantas nuevas", aseguró Vélez.

El dirigente dijo que, de ser necesario, la inversión mínima en la industria del cemento y del concreto que se hará en Colombia sería de unos US$250 millones.

Argos, que compite con la mexicana Cemex y el grupo suizo Holcim, es líder en la industria cementera colombiana, con 51% de participación en el mercado.

Además, es el cuarto productor de cemento en América Latina con inversiones en Panamá, Haití y República Dominicana. La empresa exporta cemento y clínker a 39 países.

El ejecutivo dijo que el volumen de ventas en Colombia ha crecido en un 20% en lo que va del 2011 y que puede alcanzar entre cinco y siete puntos porcentuales adicionales si, como se espera, aumenta la construcción de viviendas y carreteras.

Afirmó que la industria de cemento y del concreto puede expandirse más si Estados Unidos decide realizar construcciones con materiales que soporten fenómenos naturales como huracanes y tornados.

"El mundo va tener que ser mucho más exigente en cuanto a construcciones más sólidas y ahí el cemento juega un papel fundamental", declaró.

Argos arrojó en el 2010 una utilidad neta de US$156 millones y cerró con activos por 15,4 billones de pesos (US$8.416 millones).

La acción de Argos cerró este viernes con un alza de 0,34% a 11.700 pesos (US$6,39).