Río de Janeiro. La petrolera estadounidense Chevron paralizó la perforación de un pozo costa afuera de Brasil mientras investiga las posibles causas de un derrame de crudo en la región.

Chevron dijo en un comunicado enviado por correo electrónico este sábado que había aparecido una mancha de petróleo en la superficie del océano cerca del proyecto Frade que opera, que es atribuida a filtraciones de crudo en el área.

El yacimiento, en la cuenca de Campos -de donde proviene la mayor parte de la producción de petróleo de Brasil costa afuera del estado de Río de Janeiro- comenzó a producir el 2009 y el año pasado rindió un promedio de 50.000 barriles diarios.

"Como parte de una suspensión preventiva del desarrollo de actividades de perforación en Frade, Chevron Brasil ha cerrado un pozo que estaba perforando en las inmediaciones de estas filtraciones de crudo", afirmó el comunicado.

Chevron reiteró en el documento que notificó a las agencias gubernamentales pertinentes sobre el accidente y que estaba trabajando con socios para desplegar naves de respuesta para controlar la mancha y reducir al mínimo cualquier impacto ambiental.

La oficina de la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, instó a la realización de una investigación para determinar las causas del incidente e identificar responsabilidades.

Chevron afirmó que la cantidad total de petróleo derramado es de entre 400 barriles y 650 barriles.

El proyecto está 370 kilómetros costa afuera del noreste de Río de Janeiro en una zona donde el mar alcanza una profundidad aproximada de 1.200 metros.