El Tribunal de la Libre Competencia de Chile (TDLC) resolvió acoger el requerimiento de la Fiscalía Nacional Económica (FNE) en contra de las empresas Tecumseh Do Brasil y Whirlpool S.A., y condenó a esta última al pago de una multa de 10.500 U.T.A. (aproximadamente US$10 millones).

Ambas compañías fueron acusadas de implementar un acuerdo destinado a incrementar artificialmente el precio de los compresores herméticos de baja potencia comercializados en el mercado chileno, insumos esenciales en la fabricación de equipos de refrigeración.

En el caso de la compañía Tecumseh fue acogida la petición de exención de multa planteada por la FNE, pues se acogió al beneficio de la delación compensada en casos de colusión.

Delación compensada. La empresa brasileña, durante la investigación de la FNE, confesó haber formado parte -por lo menos desde 2004- de un cartel internacional junto con Whirlpool, Danfoss, ACC y Matsushita cuyo objeto fue incrementar ilícita y artificialmente el precio de los compresores herméticos para refrigeración.

El TDLC analizó esta confesión, además de las declaraciones de altos ejecutivos y personal de dicha compañía, testigos, como asimismo abundante evidencia escrita -constituida por correos electrónicos intercambiados entre los partícipes del cartel- que daban cuenta del contacto entre competidores y del funcionamiento y operación del citado cartel.

La sentencia. "El análisis de dicha evidencia permitió dar por acreditado, al menos desde mediados del año 2004, el acuerdo entre los principales fabricantes de compresores del mundo, entre ellos Whirlpool y Tecumseh, además de una permanente comunicación entre los ejecutivos de ambas compañías, cuyo objeto era acordar alzas de precios coordinadas por región geográfica a nivel mundial, y que esta coordinación habría tenido efectos en Chile -al menos- a partir de las listas de precios que aplicaron desde enero de 2005 y hasta diciembre de 2008", indicó el TDLC.

La FNE y la sentencia del TDLC analizó el nivel de las alzas de precios de los compresores importados desde Chile, determinado por la coordinación colusiva entre las requeridas, acreditándose su efecto en el aumento en los costos de producción de las empresas importadoras en Chile, "lo cual significó, para las dos empresas partícipes del acuerdo, ganancias superiores a las que habrían obtenido de no existir el mismo".

Lea además en La Nación.cl: Colusión farmacias: Familias gastaron $10.000 extra por cada compra