Más de $7 mil millones (US$14,7 millones) se destinarán este año para impulsar la eficiencia energética en Chile.

El ministro de Energía, Jorge Bunster y el director ejecutivo de la Agencia Chilena de Eficiencia Energética (AChEE), William Phillips, invitaron a la ciudadanía y a los sectores públicos y privados a sumarse al cambio cultural necesario para reducir el consumo energético. Además, reiteraron el compromiso del gobierno para avanzar hacia una cultura de eficiencia energética en Chile, que permita desacoplar el crecimiento económico del consumo de energía.

“Hace pocos días el Banco Central anunció que el país creció en 5,6 % el 2012. En este escenario, es indispensable contar con más energía y hacer mejor uso de los recursos energéticos de Chile”, reconoció el ministro de Energía durante la inauguración de III Expo Eficiencia Energética AChEE que se prolongará hasta el 23 de marzo, en Estación Mapocho.

La eficiencia energética es el primer pilar de la Estrategia Nacional de Energía, anunciada en 2012, por lo que se ha trabajado sobre la base de ese compromiso, declararon las autoridades.

“La meta es llegar al 2020 con una disminución del consumo de energía equivalente al 12%, lo que es el resultado del conjunto de iniciativas que realicemos como país”, señaló William Phillips.

En ese sentido, “la Expo Eficiencia Energética cumple un rol fundamental en la difusión de iniciativas, experiencias y tecnologías que aporten a la reducción en el consumo de los diferentes sectores, como edificación, industria y minería, transporte, educación y capacitación para el desarrollo de capacidades en eficiencia energética”, agregó Phillips.

A la fecha se han logrado una serie de hitos, como el etiquetado energético para vehículos, la creación del Comité Interministerial de Eficiencia Energética, la incorporación de criterios de Eficiencia Energética (EE) en distintos programas y recambio de alumbrado público en las comunas con menores ingresos del país, entre otros.

En esta materia, el presupuesto de 2013 se duplicó con respecto a 2012, lo que significa más de $7 mil millones para impulsar medidas en el área, “ya que tenemos el compromiso y la convicción de que esta es la fuente más segura, limpia y económica”, sostuvo el ministro.

Por ello, la autoridad hizo un llamado al país “a ahorrar y no desperdiciar energía, porque eso permitirá alcanzar un desarrollo económico sustentable”.

En la ocasión también se premió a ocho organizaciones que han hecho su aporte en el desarrollo de iniciativas en materia de eficiencia energética. En la categoría Edificación recibieron el reconocimiento la ministra de Justicia, Patricia Pérez, y Andrés González, presidente de la Mesa de Eficiencia Energética y Sustentabilidad del Retail.

En Industria y Minería, se entregó el galardón a Gonzalo Bachelet, gerente general de Alifrut, y a Eckart Eitner, gerente de Operaciones de CMPC Celulosa. En la categoría Transporte, recibieron el reconocimiento Silvio Lei Munhoz, gerente director de SCANIA Chile, y Claudio Troncoso, gerente general de Sotraser S.A., mientras que por Educación y Capacitación, lo hicieron María Francisca Correa Escobar, vicepresidenta ejecutiva de la Junta Nacional de Jardines Infantiles –JUNJI-, y Víctor Fajardo, rector de la Universidad de Magallanes.

Durante los días que dure la Expo, los visitantes tendrán la oportunidad de conocer los avances tecnológicos que aporta el mercado de la eficiencia energética, “que se ha multiplicado por tres en los últimos años”, recalca William Phillips.

La feria es una instancia en la que se reúnen los actores del sector y se pueden dar a conocer las principales medidas que se han desarrollado para avanzar en esta línea. Por eso, la feria ofrece además más de 30 charlas temáticas, técnicas y comerciales.

La muestra espera 6.000 visitas y la participación de 150 empresas y organizaciones ligadas al ámbito de la eficiencia energética, con stands de fabricantes, productores, distribuidores, consultores, universidades, comerciantes de tecnologías limpias, equipos de eficiencia energética, ONGs, de minería, retail, municipalidades y fuentes renovables de energía, entre otros, lo que aumentará entre 15 y 20% la proyección de negocios con respecto a los años anteriores.