Santiago. El gobierno de Chile modernizará el Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin), que fiscaliza la seguridad minera, declaró este lunes el presidente Sebastián Piñera tras el accidente que dejó a 33 mineros atrapados la semana pasada.

Un derrumbe en la mina de cobre y oro San Esteban, cerca de la ciudad de Copiapó, que dejó atrapados a 33 mineros puso de relieve que el país necesita mejorar sus estándares de seguridad.

Si bien las mineras a gran escala cuentan con estrictas medidas de seguridad y bajas tasas de accidentes, las operaciones más pequeñas a menudo están más rezagadas en cuanto a la seguridad de sus trabajadores.

El mandatario declaró a la prensa que se acelerará la modernización de la legislación de seguridad y que se reformará el servicio geológico.

Sernageomin, que estudia la geología del país y fiscaliza los estándares de seguridad, no cuenta con suficiente personal y opera con un presupuesto limitado.