Entrampado por una ley que regula la actividad y que no se sabe cuándo saldrá del congreso de ese país, Chile presenta el mayor atraso en materia de televisión digital de Sudamérica, de acuerdo a su ministro de Transportes y Telecomunicaciones, Felipe Morandé.

Una realidad muy lejana a la de Brasil, por ejemplo, que a diciembre de 2009 ya contaba con una cobertura de televisión digital para 60 millones de espectadores y que, de acuerdo a autoridades, ya tiene a las operadoras telefónicas de ese país desarrollando planes para instalar la televisión digital en los aparatos celulares. Mientras, Argentina ya está desplegando el servicio de televisión digital en varias ciudades del país y apunta a lograr una cobertura nacional en los próximos tres años, de acuerdo a La Tercera.

En tanto, Perú, Paraguay y Uruguay también registran avances.

En el gobierno chileno explican que la gran diferencia entre Chile y los países sudamericanos está relacionada al marco regulatorio. Así, mientras en Argentina y Perú empezaron la migración de analógico a digital basándose en la ley que ya existía, en Brasil el modelo se implementó a través de un decreto, que no requerían una nueva normativa.

El proyecto de ley que introduce la TV digital entró al Congreso en octubre de 2008.

Pese a que lleva casi dos años de tramitación, en el gobierno de Piñera confían en que su discusión podría acelerar en los próximos meses. A esto podría contribuir la pronta definición sobre la venta de Chilevisión, cuyo propietario es el presidente chileno Sebastián Piñera, lo que ha incidido, de alguna manera, en que su gobierno no haya realizado mayores gestiones en materia de televisión digital.