Santiago.- El Ministro de Minería, Baldo Prokurica, y el Vicepresidente Ejecutivo de la Comisión Chilena del Cobre (Cochilco), Sergio Hernández, dieron a conocer este martes las principales conclusiones del Informe de Tendencias del Mercado Internacional del Cobre, correspondiente al segundo trimestre de 2018, que contiene las proyecciones de la Institución sobre precio del cobre, demanda y oferta del metal para los años 2018 y 2019.

El Ministro de Minería informó que Cochilco está proyectando un precio del cobre de US$3,00 la libra para 2018, y a US$3,10 la libra para 2019. Explicó que la menor cotización del precio para este año, respecto a la previsión anterior que era de US$ 3,06 la libra, se debe a la alta incertidumbre que existe respecto de la duración del conflicto comercial entre Estados Unidos y China, y que a la fecha no existe evidencia de acercamiento entre ambos países para que lleguen a un acuerdo.

“Hoy estamos viendo un escenario internacional que está siendo influenciado, principalmente, por la guerra comercial. Sin embargo, tenemos buenas perspectivas respecto del precio del cobre ya que para este año se está observando un precio promedio en torno a US$3 la libra y que tiene implícito el alto componente de riesgo. Pese a ello, debemos seguir atentos a cómo se desarrolla y evoluciona el comercio mundial, considerando las medidas que tomen China y Estados Unidos”, señaló el Ministro de Minería.

“Estamos conscientes que, en esta guerra, donde nadie gana, no es fácil predecir lo que va a ocurrir ni con el precio del cobre ni con los efectos hacia nuestra economía, pero sí puedo anticipar que estamos tomando todas las medidas que están al alcance del Gobierno para enfrentar este conflicto y limitar, dentro de lo posible, sus efectos negativos para las familias chilenas”, agregó el Secretario de Estado.

Por su parte, el Vicepresidente Ejecutivo de Cochilco señaló que la tensión comercial no es el único factor de riesgo que está afectando a la baja el precio del cobre, ya que hay que sumar la apreciación del dólar vista en el último tiempo que depende del nivel de gradualidad en la normalización de la política monetaria en Estados Unidos.

Demanda-oferta. Respecto de los fundamentos del mercado del cobre, Hernández señaló que para este año se proyecta una producción mundial de cobre de mina de 20,7 millones de toneladas, lo que significa una alza de 2,2% respecto de 2017. “Esta proyección no incorpora eventuales paralizaciones de producción en Chile, ligadas a las diferentes negociaciones colectivas en curso”, precisó.

Agregó que se prevé una reducción importante en la producción de cobre secundario (de chatarra) de 16,6%, principalmente por restricciones ambientales a la importación de este tipo de producto por parte de China, las que serían sustituidas por concentrados y refinado de cobre.

 

En cuanto a la demanda de cobre para este año, añadió que se pronostica una expansión de 0,4% a nivel global, llegando a 23,5 millones de toneladas. “China registraría un crecimiento de 2,5%, pero el resto del mundo anotaría una caída de 1,6% respecto de 2017”, precisó,

 

“En 2018 el mercado del cobre refinado presentaría un ligero déficit, menor a un día de consumo, que una vez disipada la tensión comercial entre Estados Unidos y China daría soporte sólido al precio del metal. Por el contrario, para 2019 se prevé un superávit de 91 mil toneladas, atribuido a una mayor oferta de cobre mina que se expandiría 2,2%”, señaló el Vicepresidente Ejecutivo de Cochilco.

 

Respecto a la producción chilena de cobre de mina para 2018, Hernández señaló que proyecta llegue a 5,7 millones de toneladas, es decir un alza de 4,7% respecto del año pasado, fundamentalmente por la recuperación de la producción de Minera Escondida.