Santiago. Empresas Copec y el grupo Ultramar presentarán la próxima semana al gobierno uruguayo una propuesta para construir una central de generación eléctrica en base a carbón, que implicaría una inversión de unos US$300 millones.

La propuesta de la planta, que en principio tendría una capacidad de 150 MW, ampliable, y un puerto, se enmarca en las futuras necesidades energéticas que tendrá Uruguay.

Según señaló Eduardo Navarro, gerente general de Empresas Copec, las firmas -socias también en el proyecto minero Isla Riesco, en el extremo sur de Chile- "vamos a presentar una iniciativa privada al gobierno de Uruguay para ofercerle la construcción de una planta de carbón.

Uruguay tiene los mismos temas de Chile en seguridad energética, no tiene energía a carbón, por lo tanto el gobierno va a decidir si es parte de la matriz futura de Uruguay el concebir la inclusión del carbón como una fuente de energía, eso lo vamos a hacer la próxima semana, vamos a ofrecer un proyecto de una central de 150 MW ampliable", dijo, de acuerdo a La Tercera.

Navarro señaló que, en caso que el gobierno uruguayo decida incluir al carbón en su matriz, el consorcio tendría ventajas en la licitación pública que se realizará, al haber presentado la iniciativa.

El ejecutivo indicó que, dado el tamaño del mercado de ese país, la unidad proyectada cubriría las necesidades en un principio, aunque aclaró que la posibilidad de ampliar el proyecto existía."Uruguay es un mercado bastante más chico, y por lo tanto una unidad de 150 MW es bastante. Hay un estudio de prefactibilidad de ingeniería que se le va a presentar como alternativa al gobierno uruguayo. La ubicación puede ser ajustable, lo que importante como iniciativa es que evalúa si le interesa aportar esta tecnología a su matriz energética", dijo.