Ciudad de México. Excélsior.com.mx. La cadena de entretenimiento Cinemex planea invertir US$100 millones en nuevas salas y en el mantenimiento de las ya existentes este año, además de que analiza dar el siguiente paso: llegar a otros mercados como Estados Unidos o Brasil en menos de un lustro, periodo en que la empresa deberá duplicar su tamaño, explicó Jaime Rionda, director de Operaciones de la empresa.

De acuerdo con el ejecutivo la compañía inaugurará 200 nuevas salas durante 2014, las cuales se sumarán a las dos mil 400 que ya se encuentran en operación.

Rionda explicó que “ya no hay más que comprar”, luego de que la Cinemex concretó la compra de su símil Cinemark, por lo cual ahora se centrará en la construcción de nuevas salas.

Precisó que la transformación de la cadena estadunidense en Cinemex quedaría concluida en verano, meses antes de lo estipulado en el contrato de la operación, cuya fecha límite es en noviembre.

“En 2014 se verá reflejado el crecimiento orgánico, porque ya no existen compañías que podamos comprar, estamos enfocándonos al crecimiento por toda la República”, apuntó.

Para Rionda la industria del cine en el país puede considerarse madura; sin embargo, todavía existen oportunidades de seguir expandiendo el negocio, principalmente en ciudades pequeñas “con capacidades de formato de cinco o seis salas, con poblaciones de 75 mil o 100 mil habitantes. El crecimiento no será en ciudades grandes, sino que nos van a ver creciendo en poblaciones más pequeñas”.

Buscan internacionalizarse. Pero la empresa de Germán Larrea, ya analiza el siguiente paso: conquistar el mercado internacional.

3953

“Probablemente en un par de años, sea un paso obligado si queremos seguir creciendo en la industria. Hemos volteado a Estados Unidos o Brasil, Colombia, Perú. Yo veo a Cinemex muy consolidado fuera de México, probablemente como una empresa transnacional estando entre las cuatro empresas más grande del mundo. Es algo que tenemos que hacer, le hemos dado vueltas, no tenemos nada fijo ni nada formal, pero creo que es, sin duda, un siguiente paso”, expuso.

Además, para 2019 la empresa deberá contar con más de cuatro mil salas, lo que significa duplicar el número actual.

Al ser cuestionado sobre el financiamiento para crecer y una posible incursión en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), comentó que sí se ha pensado en esa posibilidad; sin embargo, todavía no está entre los planes de la cadena.

Sobre las últimas dos compras de la compañía, Rionda comentó que la de Lumiere a AMC Entertainment Lumiere por US$315 millones fue un tanto más compleja que la de Cinemark debido a que era un modelo de negocios distinto y más enfocado en el costo, mientras que en esta última el proceso fue más sencillo.

“Compartimos mucho con ellos (Cinemark), es una gran empresa a escala mundial, ha sido más fácil, hemos aprendido mucho de ellos con prácticas que podemos aprovechar”, explicó el directivo.

3954