Nueva York. Los contratos a futuro sobre el cobre cerraron con un leve descenso el jueves, pero el metal permaneció cerca de niveles máximos de dos años tras cuatro meses de ascensos debido a una mayor demanda industrial y a las preocupaciones relacionadas con la oferta.

El contrato sobre el cobre a diciembre, el más activo, cerró con una caída del 0,3%, o 1 centavo, a US$3,6515 la libra en la división Comex de la New York Mercantile Exchange.

El contrato retrocedió a medida que se fortalecía el dólar. Un dólar más fuerte tiende a pesar sobre los contratos denominados en la moneda estadounidense como los futuros del cobre, los que se encarecen para operadores que usan otras monedas.

Hace unos instantes, el Índice del Dólar ICE subía un 0,2%.

Los inventarios de cobre en bodegas de la Bolsa de Metales de Londres disminuyeron el jueves en 950 toneladas métricas a 374.150 toneladas métricas. La información más reciente de existencias de la Comex, publicada el miércoles por la tarde, mostró una caída de 374 toneladas cortas a 85.075 toneladas cortas.