Londres. El cobre avanzaba este miércoles por el debilitamiento del dólar contra el euro pero la proximidad de unos festivos en China y las previsiones de una política económica más estricta en el país contenían el entusiasmo de los inversores por el metal.

El estaño alcanzó un récord de US$28.698 la tonelada pues el mercado comenzaba a descontar la escasez del suministro desde el principal proveedor, Indonesia. Luego se negociaba a 28.500 dólares desde el cierre previo a 28.195.

El cobre referencial en la Bolsa de Metales de Londres (LME) se cotizaba a 9.370 dólares la tonelada a las 10:59 GMT frente a 9.250 el martes, cuando el metal llegó a caer en un momento al mínimo en un mes de US$9.234,85.

El dólar descendía al menor valor en 10 semanas contra una canasta de monedas, haciendo más baratos los metales para los tenedores de otras unidades. La moneda norteamericana estaba presionada antes de un anuncio monetario de parte de la Reserva Federal de Estados Unidos.

"El dólar está más flojo", dijo Andrey Kryuchenkov, analista de VTB Capital. "Estamos en una desaceleración estacional. Hay feriados y preocupaciones por el ajuste monetario en China", agregó.

Los feriados del Año Nuevo Lunar chino empiezan la próxima semana. China explica casi el 40% del consumo mundial de cobre, estimado en unas 21 millones de toneladas este año.

Los operadores de cobre dijeron que la noticia de que China reveló nuevas medidas para limitar las alzas de los precios de las propiedades desató una breve ola de ventas en el mercado.

El plomo se negociaba a US$2.365 la tonelada desde US$2.336 del cierre anterior.
El zinc estaba a US$2.253 contra US$2.221 de la sesión previa.

El níquel operaba a US$26.150 frente a US$25.900 del cierre previo.

El aluminio estaba a US$2.390 desde US$2.361 del martes.