El presidente ejecutivo de Codelco, Thomas Keller, confirmó que la mañana de este domingo el gerente general de la división Radomiro Tomic, Francisco Carvajal, renunció a su cargo y que esta dimisión fue aceptada.

La salida de la gerencia por parte de Carvajal era una de las exigencias de los trabajadores de la división para retomar las labores interrumpidas por una paralización de actividades a raíz de la muerte de un trabajador en un derrumbe.

Keller, quien partió asegurando que “estamos viviendo momentos muy difíciles”, agregó que Carvajal, a quien se responsabiliza por la falta de medidas de seguridad, continuará en Codelco “porque lo conozco bien y sé que puede ser un tremendo aporte”.

Señaló que la negativa de los trabajadores de la Federación de Trabajadores del Cobre (FTC) a retomar el diálogo es algo preocupante porque confirma, a su juicio, que los temas que invocan para justificar su movilización no tiene que ver con Codelco.

La máxima autoridad de la cuprífera asimismo sostuvo que él mismo ordenó una investigación de lo sucedido con Nelson Barría Figueroa, a cuya familia aprovechó de entregarle el pésame; que se comprometieron las medidas administrativas correspondientes, que se invitó a los trabajadores a participar en la comisión y que se decidió el relevo del equipo gerencial mientras se realizaban las pesquisas.

Por ello, hizo un llamado a los trabajadores a retomar el diálogo y añadió que la petición de salida de Carvajal es una presión inaceptable “porque implica prejuzgara a personas y porque esto afecta su dignidad”.

Dijo que si bien no la comparte, ha decidido aceptar la renuncia de Carvajal y que el renunciado ejecutivo “ha dado un ejemplo de generosidad con Codelco, y espero que todos sigamos el mismo ejemplo en la corporación”.

Lea además en La Nación: Codelco decide cerrar Radomiro Tomic por razones de fuerza mayor