Santiago de Chile. El presidente ejecutivo de la estatal minera chilena Codelco, Thomas Keller, dijo este lunes que espera que la huelga anunciada por los sindicatos para este martes tenga un impacto "marginal" en la producción de la compañía estatal.

"Esperamos que (el efecto de la huelga) sea acotado y con un impacto marginal o mínimo en nuestra producción", declaró Keller en un encuentro con corresponsales extranjeros.

La Federación de Trabajadores del Cobre (FTC), el principal sindicato de empleados de planta de Codelco, y la Federación Minera de Chile (FMC), que agrupa a trabajadores de mineras privadas, anunciaron para este martes un paro de veinticuatro horas en todas las divisiones de Codelco y en otros yacimientos.

"Cualquier interrupción de nuestra producción no nos gusta", reconoció Keller, quien recordó que en 2011 la minera hizo frente a una movilización similar, que se solucionó a través del diálogo con los trabajadores.

La convocatoria de huelga se suma al paro de cuatro días que realizaron a fines de marzo los trabajadores de la mina Radomiro Tomic, propiedad de Codelco, en protesta por la muerte de un operario de grúa en un accidente.

El ejecutivo de Codelco atribuyó este clima de movilizaciones al periodo "preelectoral" que atraviesa Chile, donde en noviembre se celebrarán elecciones presidenciales y parlamentarias.

Esta situación, dijo Keller, "da origen a movimientos sociales", aunque en la minera esperan que "no tenga mayor impacto" en la producción de la compañía, la principal productora mundial de cobre.

También influye la ejecución de proyectos estructurales que Codelco impulsa en estos momentos, y que suponen la incorporación de nuevas tecnologías y la "modernización" de las relaciones laborales, lo que "trae algún grado de preocupación para los trabajadores", añadió el presidente ejecutivo.

"Tenemos que sentarnos con los trabajadores a conversar cómo logramos la transición para incorporar estas nuevas prácticas y tecnologías", sostuvo Keller.