De acuerdo con el informe de construcción de vivienda de noviembre del Dane, la Financiación de Vivienda (FIVI) en lo corrido de 2014, hasta el mes de septiembre, presentó un incremento de 4,1% en el valor de los créditos otorgados para vivienda frente al mismo periodo de año anterior. Los créditos para vivienda nueva registraron un incremento de 10,3%, en contraste la vivienda usada disminuyó 2%.

Asimismo el reporte mensual indicó que durante el tercer trimestre de 2014 se registró una disminución de 17,3% frente al mismo periodo de 2013, al desembolsarse préstamos por $2.285.041 millones de pesos corrientes (US$1.035,4 millones).

Por otro lado si se analiza a precios constantes del cuarto trimestre de 2005 se encuentra que el valor de los préstamos individuales desembolsados asciende a $1.694.642 millones de pesos (US$767,9 millones). Asimismo, se financiaron 30.993 viviendas, registrando una disminución de 18,2% respecto al tercer trimestre de 2013. Esto obedece a la reducción en 25,6% del número de viviendas financiadas usadas y la disminución de viviendas nuevas de 12,0%.

Además se otorgaron créditos para compra de vivienda VIS por $423.928 millones (US$192 mil millones apróx.) a precios constantes del cuarto trimestre de 2005, lo que representó una disminución de 14,0%. El valor desembolsado para compra de vivienda VIS usada se redujo 28,5% y para la compra de nueva disminuyó 8,5% frente al mismo período de 2013.

Vale la pena recordar que en el último las tendencias de construcción en el país han mostrado un cambio importante, pues cifras del censo de edificaciones del Dane revelan que al segundo trimestre de 2014, el segmento de oficinas reportó un crecimiento del 54%, frente al mismo período del año anterior y que este dinamismo fue jalonado principalmente por el comportamiento de ciudades como Bogotá y Barranquilla.

Asimismo cifras recientes de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol) indican que el segmento de la construcción de edificios corporativos contempla la edificación de 32 millones de metros cuadrados, la generación de cerca de 120.000 empleos anuales y mueve alrededor de 50 billones de pesos.

Es por esto que expertos del sector opinan que el mercado plantea en la coyuntura actual oportunidades enormes de negocio a los constructores que lleguen con alternativas ajustadas al segmento corporativo en ciudades intermedias como Bucaramanga, Ibagué, Villavicencio, Pereira, Manizales, Yopal, Valledupar y Montería.